Nosotros somos…

Hace ya unos cuantos años que estudié periodismo, probé distintos medios de comunicación y al final me decanté por la comunicación, donde he desarrollado la mayor parte de mi carrera profesional. Y sí, con un máster en comunicación institucional incluido.

En mi cuenta de Twitter cuento que me especialicé en comunicación cultural, que siempre he tenido vocación radiofónica, y que de niña soñaba con ser librera. Radio no, ni fotografía -otra de las cosas que siempre me ha atraído-, pero al final sí he tenido la suerte de rodearme de libros durante los últimos años, que he pasado muy vinculada a la comunicación literaria.

Ahora a todo eso habría que añadir nuevas pasiones, como el objetivo de ir más allá de la comunicación convencional para dar a conocer todos esos proyectos que se están gestando en esta nueva sociedad que nos está tocando vivir.

Y ahora, más que nunca, es imprescindible. Ahí fuera hay un montón de proyectos interesantísimos que sólo buscan su oportunidad para ser conocidos: un buen proyecto sólo necesita un empujón. Y en eso estamos.

Vivo de dos cosas que me apasionan, escribir y enseñar, y ambas las hago como periodista. Lo primero, lo de escribir, se lo debo a medios como El Economista o Yorokobu y, antes en Tiempo, JotDown o ElDiario.es. Lo segundo, lo de enseñar, es gracias a dos universidades, la Carlos III y el CEU. Además he cometido la inconsciencia de publicar un libro de entrevistas titulado ‘Guztiak

Otra cosa a la que me dedico es a la coordinación de proyectos editoriales: lo hice con secciones concretas, actualidad en 20minutos.es, o con medios enteros, como lainformacion.com o, ahora mismo, dos portales de Atresmedia. Tanto me va eso de pensar en cómo contar cosas que hasta me monté una pequeña revista online especializada en política llamada SesiónDeControl.com. Ya ves, soy de los que cree que las cosas no son lo que son, sino lo que haces de ellas.

Tengo un blog, donde reúno lo que voy escribiendo, y una cuenta de Twitter Por suerte tengo un montón de cosas, incluso un máster en investigación aplicada a medios de comunicación.

Y ahora espero poder tener un café que tomarme contigo.

Desde pequeña supe que quería ser veterinaria o escritora. Las matemáticas me hicieron ver que las ciencias no eran para mí, y con la escritura vivo una particular relación de amor-odio: no podemos estar la una sin la otra, pero discutimos mucho.

Estudié Periodismo en la Universidad Complutense e hice un máster en narrativa. Empecé en la radio, una de mis grandes pasiones, y luego fui tocando casi todos los ángulos de la comunicación. Pero si pudiera elegir, donde más feliz me siento es en el ámbito cultural, especialmente en el literario.

Como mi paisano Don Quijote sueño a lo grande: con un país en el que dedicarte a la cultura no sea sinónimo de estar loco. Mientras eso llega, compagino mi labor profesional con la escritura: soy autora de ‘El sol de Argel’, escribo en Un día en Macondo, tuiteo y pienso mucho en la novela que tengo medio escrita desde hace meses.

Me gustan las redes sociales, visitar librerías de las que quedan pocas, imaginar que monto mi propia librería-cafetería con aires parisinos y llena de obras medio descatalogadas y viajar. Mi otra gran pasión son los animales. Va a ser que, en el fondo, soy muy quijotesca.

Si desde pequeña te dicen que vaya palique que tienes, que si no paras de hablar te vas fuera de clase y otras observaciones parecidas, inevitablemente tu destino está decidido. Y he aquí que, desde hace ya unos cuantos años, me dedico en cuerpo y alma a la comunicación.

Soy periodista y ayudo a las empresas a conectar con su público, ya sea en el cara a cara o a través de nuevos canales virtuales como son las redes sociales. Lo mismo te organizo un buen ‘sarao’ para dar a conocer tus productos que te ayudo a superar un bache comunicativo, todo con honestidad y buen humor.

Turismo, moda, deporte, seguridad… no hay sector que resulte inaccesible porque al final, y cada uno con sus peculiaridades, se trata de saber ponerse en el lugar del otro y encontrar al interlocutor adecuado. Y, si quieres, te echo una mano para encontrarlo y empezar la conversación. De eso va la comunicación, de conversar, ¿no te parece?

Puedes conocerme un poco mejor a través de mi cuenta de Twitter

Dicen que los carácteres se forman desde bien pequeñitos. Y lo creo.

Siempre me recuerdo rodeada de libros y leyendo bajo las sábanas hasta las tantas con una linterna improvisada. Nada mejor que la lectura para una mente ávida por descubrir el mundo.

Y ahí sigo.

Curiosa por naturaleza, lectora sin remedio -con mi ordenada base de datos de todos los libros que devoro- y buscando aprender algo nuevo cada día.

Quizá por ello, curiosa y lectora, estudié Periodismo y trabajé como redactora de cultura; y quizá también por ordenada, meticulosa y en continuo aprendizaje, me hice diseñadora gráfica.

Por todo eso y por los vaivenes y más variopintos derroteros de mi vida profesional.

En 30letras pongo mis ideas a disposición de nuestros clientes y asumo sus retos como propios. Y así de bonito nos queda todo.

 

C/ Manojo de Rosas 44
Local 7
CP. 28041 (Madrid)

Teléfono: 911.26.78.72
Twitter: @30letras

Te llamas...

Mail para contestarte

Dinos lo que quieras

… y trabajamos con esta gente tan maja

Con ustedes Luis Ruiz, que por las noches se esconde bajo su identidad secreta, Bubuku. Con ella me pongo la capa de superhéroe del código para desarrollar webs y aplicaciones móviles de todo tipo, también para redes sociales. Trabajo con WordPress como base, creo themes a medida y pongo en marcha desarrollos acordes a las necesidades de quien lo demande ¿Pasarelas de pago y ecommerce? Sí, de eso también hago cosas. De todo hago, señora, de todo.

Valenciano nacido en 1982. Sí, es el mismo año que Naranjito y ET, pero yo soy un poco más guapo. Bueno, bastante más. Creativo publicitario, diseñador gráfico, ilustrador y humorista gráfico en diversas publicaciones. Además de todo lo anterior, también cofundador y socio de la agencia de publicidad Círculo Rojo. Tengo el pelo lleno de canas como verás, pero es por sabiduría, por supuesto. No te vayas tú a pensar que es por otra cosa, ¿eh?

Ese es mi nombre no cósmico. Soy un periodista mexicano exiliado hace ocho años en España. En ese tiempo he contado unos cientos de historias con vídeo, fotografías, animación y audio para distintos medios en España y Francia. También soy profesor asistente de lo anterior en el Máster BCNY de la Universitat de Barcelona. La idea es que todas las historias respondan a su propia voz, con lo cual, ninguna historia puede ser contada dos veces igual. O al menos no debería. Puedes saber más de mí aquí